Entrevistas

ACANTHAMOEBA, UN ENEMIGO PELIGROSO

¬ŅPor qu√© la Acanthamoeba es un enemigo tan peligroso para la visi√≥n?

El epitelio corneal es una defensa muy importante frente a infecciones.

Constantemente estamos en contacto con numerosos agentes patógenos y, si no hay una rotura de la barrera que supone dicho epitelio, es difícil que una infección pase de la superficie ocular hacia dentro del ojo.

Sin embargo, alg√ļn microorganismo es capaz de romper dicha barrera, por lo que si lo dejamos el tiempo suficiente en contacto con la c√≥rnea puede atravesar la defensa natural que supone y pasar a producir un absceso corneal e incluso una endoftalmitis.

 

¬ŅC√≥mo podemos diagnosticar una queratitis por Acanthamoeba de forma r√°pida y eficaz?

Es importante el tiempo de diagnóstico y comienzo de tratamiento, pero a su vez es difícil de diagnosticar la queratitis por Acanthamoeba al principio. Puede que una queratitis amebiana simule una herpética, o que nos confunda con una infección por otro microorganismo mucho más frecuente y menos grave.

Si bien la existencia de lesiones satélites cercanas, la diferencia entre la afectación y el dolor, o por supuesto el comienzo de un anillo inmunológico intracorneal nos han de hacer sospechar de una ameba.

Yo dir√≠a que al principio lo importante es centrar el diagn√≥stico de presunci√≥n teniendo en cuenta los antecedentes. Casi siempre se tratar√° de un portador de lentes de contacto y habr√° una historia de agua asociada. No siempre es f√°cil obtener este dato al principio, hay que preguntarlo de diversas formas, puede que ba√Īarse en una piscina con las lentillas sea algo tan habitual para el paciente que no nos lo cuente cuando le preguntemos. Lo mismo ocurre con pr√°cticas como dejar las lentillas en agua en un vaso, o limpiarlas con un producto que se ha hecho en casa o caducado; Todo ello hay que preguntarlo detenidamente, ya que el paciente est√° nervioso y no responde de manera clara al principio.

Puede que se presente también en un caso de inmunodeficiencia asociada, pero casi siempre vamos a sospecharlo ante un portador de lentes de contacto y un contacto de agua dulce asociado.

Todos estos temas son tratados con m√°s detenimiento en las reuniones de la Sociedad Espa√Īola de Contactolog√≠a (SEC). De hecho, estamos actualmente haciendo un esfuerzo por que se puedan inscribir a la sociedad todos los residentes en formaci√≥n y oftalm√≥logos j√≥venes para poder disponer de informaci√≥n actualizada relacionada con las lentes de contacto y patolog√≠as relacionadas. A trav√©s de la p√°gina web https://secontactologia.com se puede realizar la inscripci√≥n para disponer de toda esa informaci√≥n y poder asistir a las reuniones de contactolog√≠a, que es algo importante en la formaci√≥n del oftalm√≥logo.

 

¬ŅQu√© tratamiento se suele pautar?

El tratamiento es complicado, pues el hecho de que la Acanthamoeba presente un estado quístico hace que estos protozoos sean resistentes a numerosos antimicrobianos y necesitemos tratamientos antisépticos que sean cisticidas. Se trata de tratamientos tópicos y, dentro de ellos, se suelen utilizar dos grupos: las biguanidas y las diaminas.

Entre las primeras tenemos la clorhexidina al 0,02% o incluso al 0,2% en casos resistentes y el PHMB (polihexametilbiguanida) del 0,02% al 0,06%. En cuanto a las diaminas serían en concentraciones de 0,1% la propamidina y la hexamidina. Se trata de fármacos que hasta ahora no existían en nuestro país, por lo que clásicamente hemos tenido que buscarlos en el extranjero.

 

¬ŅQu√© podemos hacer como pacientes para evitar este tipo de patolog√≠as?

La prevención es lo más importante siempre y todo paciente portador de lentes de contacto ha de tener un oftalmólogo de referencia. Lo ideal es que dicho oftalmólogo lo haya visto antes de ponerse las lentillas, haya estudiado la superficie ocular y haya indicado como bueno el tratamiento de su defecto visual mediante lentes de contacto.

Esto es importante porque de esa manera el paciente podr√° acudir al oftalm√≥logo cuando tenga un problema con sus lentes de contacto, que al final es un problema con sus ojos. Adem√°s, cuando una persona es portadora de lentes de contacto ha de saber que no las puede sumergir en agua dulce (grifo, piscina, r√≠o, balsa‚Ķ) y que ante cualquier problema (dolor, enrojecimiento, p√©rdida de visi√≥n…).

Lo primero que ha de hacer es quitarse las lentes de contacto y, lo segundo, acudir al oftalmólogo porque este es el que ha de determinar la gravedad de la situación, y esto es lo que hemos de trasladar sin miedo al paciente: Sólo el oftalmólogo puede diagnosticar y tratar (para eso es médico). No es conveniente que lo haga ninguna otra persona, ni siquiera internet.

 

Y t√ļ, pi√©nsalo, ¬Ņtienes un oftalm√≥logo de referencia? La vista es algo muy importante, cuid√©mosla.

En primer plano

Todas las entrevistas


Proyectos sociales

Reconocer el síndrome del ojo seco: el papel de los farmacéuticos